#yomequedoencasa

¡Hola a todos! Hacía mucho tiempo que no me pasaba por aquí y hoy quería enseñaros algo. Al igual que muchos de vosotros, hace más de 10 días que no salgo de casa y la apatía empieza a hacer mella en mí.

Además de trabajar, tengo que hacer de profesora y buscar entretenimientos para mi pequeño brocolisaurio (eso o le dejo todo el día delante de la televisión jugando en línea al Fortnite). Están siendo unos días duros e intensos, con multitud de llamadas de clientes y amigos nerviosos por esta situación de incertidumbre económica que nos va a acabar afectando a todos. Mi familia, afortudamente, está bien y ninguno de los miembros de mi «Chupifamily»se ha visto contagiado por el coronavirus. Estoy agradecida por ello, pero no puedo evitar sentir nostalgia y, en ocasiones, cierto desánimo. Mi piso da a un patio interior y, tras unos cuantos días grises y con el cielo encapotado, echo de menos ver el verde de las copas de los árboles y el movimiento de sus hojas. Al menos puedo saludar a mi hermana y mis sobrinos cuando salimos a las 20:00 a aplaudir a nuestras ventanas.

Pero que no quería estar tristona como el día y os voy a copiar un enlace para que podáis ver algunos de los vídeos que estoy subiendo a Instagram. A Izan le encantan y es una de las mejores maneras que he encontrado de tenerle entretenido un rato. Podéis pinchar aquí para verlos. Espero que encontréis a la Lombriz Albaceteña tan divertida como lo hacemos nosotros.

¡FELIZ NAVIDAD!

Brocoliti Noel ya tiene su trineo lleno de regalos. Y, entre ellos, no podía faltar el cuento de El Brocolisaurio.

Cebollini está haciendo de las suyas y ha colado en la bolsa algún que otro paquete… explosivo. Esperemos que Brocoliti pueda darse cuenta a tiempo.

¡Feliz Navidad a todos!

CUENTACUENTOS CON LA IPHA

Qué bien lo pasé el pasado 23 de Noviembre con los niños de la IPHA ( Institución protectora de huérfanos del Colegio de Abogados de Madrid).

Si ya los niños fueron un amor, lo de sus abuelos no tiene nombre. Fue una gozada poder contar también con ellos para mi representación y me dieron un juego extraordinario. Leímos el cuento e hicimos un taller de escritura en el que los niños sacaron toda su imaginación y me dejaron con la boca abierta. Mostraron tanto talento y escribieron historias tan increíbles, que me costó elegir a un ganador para el concurso que les había propuesto. Al final tuve que recurrir a una mano inocente para que tomase la difícil elección por mi.

 

Aquí os dejo en enlace a la noticia que publicaron desde su web y en el que podéis encontrar, no solo alguna foto más del momento, sino los trabajos de todos los niños.

http://web.icam.es/actualidad/noticia/6440/La_IPHA_celebra_el_D%C3%ADa_del_Buen_Comer_reuniendo_a_abuelos_y_ni%C3%B1os_en_la_Biblioteca_del_ICAM

Mil gracias María por tu cercanía, cariño, ayuda y el enorme trabajo que haces para estos niños tan maravillosos. Os tengo guardados en mi corazón 🙂

 

 

 

 

!Happy Halloween!

Gracias Julius Bienert

La historia de Stanley y sus amigos ha contado con un narrador de excepción gracias a Julius Bienert. El pequeño Elio se lo debía estar pasando en grande por las caritas que ponía y las sonrisas de ambos. Seguro que Julius también haría reír a carcajadas a los niños de los colegios donde leo el cuento.

Muchas gracias Alex por haber compartido conmigo este momento tan entrañable.